Desde que se conocieron las primeras pruebas que indican que Kim Kardashian y Kanye West llegaron al fin de su matrimonio, las redes no han dejado de hablar al respecto. La noticia no es para menos, la famosa pareja había estado junta desde 2014 y eran una de las relaciones más influyentes dentro del mundo del espectáculo internacional.

Al parecer, el medio Page Six aseguró que el divorcio es “inminente”. Una fuente anónima informó al sitió lo siguiente: “Lo están llevando de forma discreta, pero se acabó”. Inclusive, se rumorea que Kim contrató a Laura Wasser, abogada que ya representó a celebrities como Angelina Jolie, Johnny Depp, y Britney Spears, en sus respectivos divorcios.

La pareja se casó en 2014, después de más de 10 años de amistad.

Además, desde hace semanas que Kim no lleva su anillo de casada mientras Kanye permanece en su rancho de Wyoming, donde lleva refugiado desde hace un tiempo lejos de la familia Kardashian. Recordemos que el cantante ha sido diagnosticado con un trastorno de bipolaridad.

La famosa pareja son padres de cuatro niños.Instagram/kimkardashianwest

Los cientos de millones de dólares de la pareja no son lo único en juego. Ellos tienen cuatro hijos: North, de 7; Saint, de 5; Chicago -que cumple 3 años la próxima semana- y Psalm, de 19 meses. Todavía no se ha escuchado que podría pasar con el futuro de los pequeños, pero lo más probable sea que la empresaria de maquillaje quede con la tutela de todos los niños.

El rapero ha sido diagnosticado con trastornos de bipolaridad.Instagram/kimkardashianwest

Luego de que West decidiera lanzarse a la presidencia de Estados Unidos el año pasado y de dar un discurso donde aseguró que había pensado junto a Kim en abortar a su hija mayor, el famoso cantante acusó a su esposa de de querer encerrarlo en un manicomio, en lo que consideró un acto de racismo. Un grupo de momentos que aseguran colmaron la paciencia de la mediática.


RELACIONADAS