En pleno rebrote de la pandemia de coronavirus, se descubrió una nueva variante del virus, la británica de Kent, que es capaz de evadir el sistema inmunológico y reinfectar. Además, puede evadir algunas de las vacunas, ya que al cambiar de forma el sistema inmunológico puede no reconocerlo, informaron científicos británicos.

Numerosos países del mundo cerraron sus fronteras desde el domingo a las personas procedente del Reino Unido o de SudáfricaAP | AP

Esta variante fue encontrada en 11 casos de 200.000, informó este martes Public Health England, y generó alerta en el Gobierno británico. “Esta es la mutación que actualmente preocupa más”, advirtió un profesor del panel de científicos que asesora al gobierno, informó Clarín.

La nueva mutación E484K es el mismo cambio que se ha observado en las variantes sudafricana y brasileña, que están causando preocupación internacional. “La mutación más preocupante, que llamamos E484K, también ha ocurrido espontáneamente en la nueva cepa Kent en partes del país”, sostuvo Calum Semple, miembro del Grupo Asesor Científico para Emergencias, en BBC Radio.

Crece la variante sudafricana

Mientras, también preocupa la variante de Sudáfrica. Próximamente 80.000 personas serán testeadas en ocho lugares de Gran Bretaña.

El líder del consejo del condado de Surrey, Tim Oliver, asegura a las personas en Woking que las pruebas adicionales son solo un ejercicio para recopilar datos adicionales sobre la posible transmisión comunitaria de la variante de Sudáfrica.

El profesor Andrew Hayward, director del Instituto de Epidemiología y Atención de la Salud de la UCL, anticipó que es 100% probable que surjan más variantes del coronavirus en muchos países, en diferentes momentos.

“Creo que el verdadero desafío aquí es, sí, podés pensar en cerrar por completo las fronteras o tener cuarentena. Pero ¿cuál es el final del juego en eso? ¿Es algo que vas a hacer para siempre? Porque parece que estas cepas van a continuar surgiendo a largo plazo”.


RELACIONADAS