En el marco de la investigación del “Barçagate”, el expresidente de Barcelona Josep Maria Bartomeu fue detenido este lunes por los Mossos d’Esquadra, al igual que el exdirector del área de la presidencia, Jaume Masferrer, el actual director general del club, Óscar Grau, y el jefe de servicios jurídicos, Roma Gómez Punti.

La policía catalana registró esta mañana las oficinas de la entidad azulgrana situadas en el Camp Nou, buscando información del caso denominado como ‘Barçagate’. En las diligencias previas, los Mossos d’Esquadra encontraron indicios de posible administración desleal y/o corrupción entre particulares.

Esta investigación judicial, que parte de una denuncia del grupo de opinión azulgrana ‘Dignitat Blaugrana’, se encuentra aún bajo secreto de sumario, que fue alargado seis veces por el juzgado de instrucción número 13 de la Audiencia de Barcelona. La última prórroga finaliza el 10 de marzo.

El ‘Barçagate’ es el caso en el que una empresa contratada por el Barcelona (‘I3 Ventures’) presuntamente habría llevado a cabo en las redes sociales una campaña de desprestigio de individuos y entidades no afines a la junta directiva de Josep Maria Bartomeu.


RELACIONADAS